Situación actual, y desgraciadamente, vivimos una época muy dura en la economía

 

Por desgracia estamos viviendo una época muy complicada por culpa del Covid-19, la cual ha provocado que el aforo de salas se reduzcan de forma considerable. Aunque los más afectados en este sentido han sido claramente todos los trabajadores que hay detrás de una banda. Ya que hay miles de personas que viven de la música (fotógrafos, bandas, técnico de sonido, técnico de iluminación, productores, organizadores de conciertos y festivales, managers, etc).

En el análisis que haré en este post me centro exclusivamente en España, ya que es el país en el que vivímos, además de ser el país en el que centro, de momento, mi actividad laboral como fotógrafo musical.

El 15 de Marzo de 2020 se estableció el Estado de Alarma en España, y con ello trajo una cuarentena que llegamos a vivir hasta el 20 de Junio. Evidentemente esto produjo un duro golpe en la economía española, y mundial, y la industria musical se hundió por completo. El gobierno estableció medidas de reducción de aforo para la salas de conciertos (se permite un tercio del aforo del establecimiento) y eventos multidinarios con una limitación de 800 personas.

Ahora bien, hemos podido comprobar que se han podido celebrar algunos conciertos en algunos puntos de la geografía española, eso sí, tomando medidas de seguridad y sanitarias para prevenir posibles contagios y evitando aglomeraciones. Pero por otra parte, se han visto cancelados algunos eventos musicales, a pesar de que se iban a cumplir con todas las normas y medidas establecidas por el gobierno. Y la pregunta es: ¿Por qué se permite la celebración de algunos conciertos y de otros no? ¿No se debería permitir la celebración de todos los conciertos posibles siempre y cuando cumplan con la normativa?

En estas últimas semanas hemos podido comprobar como en algunos puntos de España se ha celebrado conciertos sin ningún tipo de problema, a excepción de alguno en cuestión pero no entraré en detalles, y posteriormente, vimos como se cancelaros otros tantos conciertos en otras Comunidades Autónomas.

La pregunta ahora es: ¿En las Comunidades Autónomas y Municipios pueden tomar la decisión de cancelar eventos musicales? La respuesta es un rotundo sí. Desde el gobierno central se les otorgó este poder para que pudieran tomar la mejor decisión. Si en el lugar de celebración hay un elevado número de contagios en relación al número de habitantes es comprensible y razonable que se tome la durísima decisión de cancelar el evento.

Es normal que un Municipio y/o Comunidad Autónoma decida finalmente cancelar el evento, a pesar de que no estén permitiendo el turismo y el crecimiento de la economía de la zona. Lo cierto es que muy duro tomar esta decisión de anteponer la seguridad de los ciudadanos ante la economía, tras la crisis tan grave que ya dejó la cuarentena. Aunque es completamente compresible y lógico que se anteponga la salud pública ante este tipo de eventos.

Aunque, es normal que uno se sienta muy ‘cabreado’ al ver que unos conciertos se cancelan mientras otros se están celebrado. Incluso he llegado a ver que ciertos festivales de una duración de dos meses se están celebrando, frente a que veo que mini festivales que poseen de las mismas normas de seguridad y sanitarias se están cancelando. La verdad que para cualquier persona que trabaja en la industria musical es muy frustrante ver este tipo de cosas.

Es muy doloroso ver como el sector en el que trabajas esté completamente hundido. No poder salir de esta durísima crisis económica hace que muchas familias y personas que viven de esto se sienta completamente abandonados. Abandonados en el sentido de no ver el final de esta situación y sin poder contar con apenas ayudas. Sin duda, el gobierno español, a pesar de poder ofrecer ayudas, no pueden tender la mano a todo el mundo. Las ayudas sociales no son infinitas, debido a que el dinero no es ilimitado.

Sin embargo, parece ser que una de las mejores opciones para que se puedan llegar a celebrar conciertos son en espacios abiertos. Es lógico que se permitan conciertos en estos casos, porque de esta manera sí que se podrán cumplir, sin ningún tipo de problemas, todas las medidas de seguridad y sanitaras establecidas.

 

Sabaton

¿Qué se debería de hacer ante la grave crisis por la que está pasando la industria musical?

 

En estos momentos tan difíciles cualquier tipo de trabajo centrado en la música se ha visto obligado a tener que innovar, crear nuevas líneas de negocio, idear cualquier cosa para poder sostener tu trabajo y poder seguir así teniendo ingresos, por muy pequeños que sean.

Hemos podido ver como muchas bandas y festivales han tomado la decisión de apostar por el streaming. A pesar que esto no es la mejor solución para salvar la música, pero en momentos de crisis puede ser una opción más para poder llegar a sostenerla.

Los medios de prensa se han visto obligados a tomar duras decisiones y apostar por cosas que ni siquiera ellos mismo sabían que algún día iban a acabar haciéndolo.

Los técnicos de iluminación, al igual que los fotógrafos y el resto de trabajadores de la industria musical, se ha visto en una durísimo situación en la que no pueden tener trabajo. Aunque en mi sector, la fotografía musical, parece que, por ahora, hay que apostar por la sesiones. Pese a que se estén celebrando algunos conciertos, pero no hay trabajo para todos obviamente. No todas las bandas pueden llegar a tocar en la situación que vivimos, sobre todo las bandas más pequeñas se están viendo afectadas por toda esta situación.

Incuso algunas bandas que se encontraban en plena gira de conciertos en el momento que se estableció el estado de alarma cambiaron su línea de trabajo por el de crear un álbum nuevo. Aunque las bandas que no se encontraban con ningún tipo de actividad tomaron la decisión de crear un disco.

Podría poner mil ejemplos más sobre lo complicado que está siendo, pero lo cierto es que, en estos momentos, todos nos preguntamos: ¿Qué deberíamos de hacer ante la grave crisis por la que está pasando la industria musical?

¿Qué nuevas líneas de negocio se deberían de abrir para que todos aquellos que trabajan en la música puedan sobrevivir?

Lo cierto es que yo no tengo la respuesta para esa pregunta tan importante. Pero lo que tengo claro es una cosa, y es que debemos de ser fuertes e intentar probar cualquier cosa para poder seguir adelante y hacer que la industria musical pueda llegar a ser la que era antes.

 

Lamb Of God

El público: la pieza que da vida a la industria musical

 

Sin duda alguna el pilar que sostiene a la música es y siempre será el público. Si no hay un consumidor que compre discos, dvds, entradas de conciertos y merchandising de cualquier grupo se hunde todo el trabajo que hay detrás. Se hunden las bandas, y como consecuencia se destruyen trabajos como el de los fotógrafos, medios de prensa, organizadoras de conciertos y festivales, managers, productoras, discográficas, etc.

Sin el público la música no podría existir. Todos ellos son el sostén de esta industria. Además, tal y como llegó a decir Nietzsche: «La vida sin música sería un error». Ahora mismo considero muy importante que todos estemos unidos y hagamos que esto siga adelante. No podemos dejar que por lo que hemos luchado se pierda en esta crisis.

Pero, ¿Sabéis lo bueno de esta situación? Y es que el público está demostrando su gran valía y se están volcando por la música. Ver que todos ellos muestran su eterno apoyo a las bandas y a los trabajadores de la industria musical es una de las cosas más bonitas que hay. Personalmente, ver todo esto me hace llegar a tener una gran ilusión por el trabajo que hago; y, siempre estaré agradecido ver todo lo que ellos están llegando a hacer.

 

Slipknot

 

Lo cierto es que la pandemia no será eterna

 

Llevamos pocos meses con la pandemia por Covid-19, pero lo cierto es que no será eterna esta situación. Ahora es muy difícil mantener los ánimos por la crisis que estamos viviendo, pero sin duda pronto podremos disfrutar de la normalidad que vivíamos antes de Marzo, ¿Cuándo? Por desgracia no lo sé. Pero hay algo de lo que estoy completamente seguro, y es que hay que mantener la esperanza en todo momento, porque sin ella estamos perdidos.

Una de las cosas buenas que podemos llegar a sacar de las peores situaciones es que podemos llegar a dar una vuelta a todo lo que estábamos haciendo, reidear nuestra marca y dar una mejor servicio a todos nuestros clientes.

Pese a que recientemente existan más restrriciones en cuanto al ocio nocturno hay una cosa muy clara, y es que tarde o temprano las retricciones serán en menor medida hasta el punto, con el paso del tiempo, se pueda iniciar una «normalidad», aunque se deba seguir usando las mascarillas y las medidas de distancia. Pero a partir de entonces todos nos podremos alegrar de que todo esté empezando a funcionar mejor.